15 muertos confirmados en tragedia que enluta Canadá

Humboldt Broncos

Toda la nación, y líderes internacionales como el Papa Francisco I se han unido al duelo por las 15 víctimas del mayor accidente deportivo jamás registrado en Canadá.

Por Raúl A. Pinto

El país se vio conmovido ante la tragedia de un bus con jugadores de hockey del equipo sub 20 Humboldt  Broncos, el cual colisionó con un vehículo el pasado el viernes 6 de Abril, en la esquina de las carreteras 35 y 335 en la provincia de Saskatchewan. La intersección era ya tristemente célebre luego que un accidente acabara con la vida de seis personas de una familia de British Columbia en 1997.

Según los reportes de todos los medios canadienses, el incidente comenzó cuando el autobús de pasajeros de la compañía Charlie’s Charters que transportaba al equipo colisionó con un camión semirremolque (o semi tráiler,) en el cruce de las calles mencionadas, a menos de 5 minutos del poblado de Armley, en la municipalidad rural de Connaught, Saskatchewan, alrededor de las 5:00 p.m.

Mientras el bus viajaba hacia el norte por la ruta 35, de camino a Nipawin (a veinte minutos de distancia,) el camión viajaba hacia el oeste por la 335. La RCMP aún no logra esclarecer exactamente la velocidad que ambos vehículos llevaban. Sí se sabe que luego que ocurriera la colisión tanto el camión (que visiblemente no tenía daños considerables,) como el bus, fueron encontrados volcados al lado de la ruta en distintas direcciones.

Los nombres de las víctimas fatales son los siguientes:

Parker Tobin, 18 años

Darcy Haugan, 42 años

Brody Hinz, 18 años

Logan Schatz, 20 años

Jaxon Joseph, 20  años

Adam Herold, 16 años

Mark Cross, 27 años

Tyler Bieber, 29 años

Stephen Wack, 21 años

Logan Hunter, 18 años

Conner Lukan, 21 años

Evan Thomas, 18 años

Jacob Leicht, 19 años

Logan Boulet, 21 años

Glen Doerksen, Chofer del bus.

El viaje hacia Nipawin tenía por objeto jugar el quinto partido de su serie de postemporada con los Nipawin Hawks cuando ocurrió el accidente; el juego fue cancelado.

Este incidente logró unir a toda la comunidad canadiense e internacional, donde el Primer Ministro de Canadá Justin Trudeau recibió condolencias por parte de líderes mundiales tan disímiles como el Papa Francisco I, la familia Real de Inglaterra y el Presidente de Estados Unidos Donald Trump.